Chrysler Voyager town & country

Si eras guay en los noventa de los Estados Unidos , seguramente irías al instituto en una Voyager y te lo pasaría chachi los fines de semana en el rio , pescando y haciendo marshmallow en una hoguera , mientras contabas historias de miedo …. Pero en España era diferente , tus padres no conducían una monovolumen y de irte , te ibas al pueblo , además , las nubes , te las comías a mordiscos , a lo mejor por hacer la Gracia , las quemabas con el mechero , con su consiguiente quemadura en los dedos por el azúcar quemada.

Todavía quedaba tiempo para que la fiebre de las monovolumenes , cruzase el charco y vaya si lo cruzó , años más tarde todos los fabricante europeos se preocuparon en hacerlas rodar por la carreteras españolas .

Algunas , estéticamente lejos de las furgonetas y otras , sencillamente furgonetas ligeramente adaptadas a turismos , sea como fuere y aunque el mundo está loco ( cada vez vemos mas suv y pick up por nuestras carretearas , cuando al otro lado del charco , son los pequeños turismos ecofriendly , los que se abren paso ) hoy escribo de una de mis monovolumenes favoritas una Chrysler Voyager Town & Country.

Pero hoy , y lejos de esa América noventera , una de ésas monovolumenes , llena las líneas del repor .

Cosas de la vida y oportunidades , una visita inesperada A desguaces El Rubio , para ultimar los detalles como parner de la primera concentración Villa de Ugena , dejaron ver ante mis ojos la preciosa silueta de una de esas furgos tan chulas y típicas de las series que de pequeño veía ¡ blanca y con sus laterales pintados de color madera !! Tan yanki y … no lo negaré tan Guay , me encantó ( imagino que serán cosas de la edad y de ser padre de familia ) que chulada !! , no hacía más que decir ; ¡ que chulada ! Y como si de un cuento se tratase , la amabilidad de Juan Antonio ,que bien podría parecerse al lago de los cuentos , de nuevo , hizo presente su magia dejándome conducirla : eso sí , por tiempo muy limitado , pues en pocas horas , Diego , su nuevo propietario , vendría por ella .( vamos que parecía la Cenicienta , ojo que dan las doce y el carruaje tirado por caballos se transforma en calabaza )

Así que sin dudarlo , tomé las llaves y como de seguro íbamos mal , me quedé a dar vueltas por el desguace como un poseso , disfrutando cada giro , cada parada , cada rincón , rodeado de coches y más coches , vamos que porque estaban Amontonados y próximos a cerrar el ciclo del reciclaje que si no bien podría parecerse a día a día de alguna de las arterias principales de una gran ciudad en hora punta con tanto coche .

Primera experiencia , nada más coger la llave y meterla en el contacto , ese contacto típico de los coches americanos que tienes que girar una especie de pletina en el bombín del arranque , la sangre me circulaba a mil y cuando moví la palanca de cambios de posición P a D , el subidón era máximo , ¡ como Mola , pero que americanada ! Era como meterte en la serie de los noventa , y ahí están yo , conduciendo la monovolumen más cool que te puedes imaginar .

Sistema de audio Infinity , un aire acondicionado que enfriaba de lo lindo , tapicería de cuero y unos asientos extremadamente cómodos , diseñados sin duda para viajar .

Detalles , dignos de un vehículo premiun : luces de cortesía en los parasoles y un tapizado de estos , a juego con el techo de un tejido agradable y que bien aguantaba el paso del tiempo pues la furgo , aunque rematriculada hace unos 20 años por su anterior dueño ( un americano que la importó de EEUU) es de marzo del 1992 , lo cual la enmarca en la segunda generación de las Voyager .

Motor de seis cilindros , y tracción cuatro que lamentablemente no pude exprimir , pues en recinto cerrado solo me podía limitar en ir a 20 km/h y cómo os comenté líneas arriba no podía salir del recinto y circular por vías , pero si os digo la verdad , casi que mejor porque así el tiempo pasaba más despacio y podía disfrutar de la manejabilidad del auto , sorteando pilas y pilas de coches .

El salpicadero digital con esa luz verde , lo más , y aunque te volvías Loco para de un simple vistazo ver la información que daba , le venía que ni pintado al coche .

Botones por todos lados y lucecitas eso si , todo en inglés , que Mola más y hasta unos botones para abrir lateralmente la última fila de ventanas .

Yo no sabía si me estaba empezando a transformar en el típico padre de las series que veía o en parte del equipo A con tanto espacio pero la verdad es que me encantó desde el momento en que abrí la puerta , hasta que la cerré para despedirme de ella .

Pero y como todos los cuentos que tienen final feliz , su aspecto algo desmejorado , tornará a nuevo Gracias al cariño de su nuevo dueño : Diego , el cual espero disfrute en el proceso de restauración de esta monovolumen tan bonita , practica y usable , además de confortable , y por el tema de los indicadores en inglés …. No creo que su nuevo dueño tenga problema .

Ah , se me olvidaba , después de dejarla , me puse a mirar monovolumenes por internet que como dice Marta , mi amor , eso es la crisis de los casi cincuenta que ya se te ha pasado la de los descapotables … Que Razón tiene pero es que , molan mogollón lo guay que son y ( como estaría yo como mis reebok pump y está furgo …. Jajaja)

Un saludo y dulces rodadas .

.

Por cierto , si de simbolismo se tratase , que bueno el rey mago que me encontré en el espacio para los casetes .

P.D. Juan Antonio , mil gracias por regalarme tan maravilloso momento

https://www.desguaceselrubio.com/

Esta entrada fue publicada en clásico del mes. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s